Critica del concierto de Nashville Pussy + Bob Wayne & The Outlaw Carnies en Apolo (Barcelona) el 27 de Septiembre de 2012La mas completa agenda de conciertos y bares, asi como la biografia y discografia de los principales grupos que tocan en Barcelona.
    

Clicka aquí para ver todas las críticas de conciertos

Nashville Pussy + Bob Wayne
Sala Apolo
27/09/2012

Texto: Fernando Poveda
Cartel Promocional

Gran doble cartel para dar aliciente a un jueves y encarar con actitud el fin de semana. A pesar de visitar con frecuencia la ciudad condal, ambos grupos se las arreglaron para congregar a la parroquia rockera, sin haber sacado nuevo disco los cabeza de cartel Nashville Pussy. Inspiradora la hiperactividad de Blaine Cartwright que no cesa de publicar y girar con sus diferentes proyectos: los ya finiquitados Nine Pound Hammer o los Kentucky Bridgeburners, combo gospel que nos visitará en noviembre y cuyo CD se podía adquirir en el stand por 5 míseros euros.

Bob Wayne dispuso de 45 minutos para repasar los temas de su reciente "Till The Wheels Fall Off", más algún tema antiguo como "Ghost Town" o "Everything's Legal In Alabama". Así nos contó sus historias sobre su familia, la muerte, fumar porros y beber whiskey o sus colegas de juerga en temas como "There Ain't No Diesel Trucks In Heaven", "Fuck The Law" o la autobiográfica "Spread My Ashes On The Highway". La banda se presentó en formato más reducido, sin la violinista que les acompañó en el Rocksound, pero se bastan para cumplir y dar un buen show de outlaw country, con Wayne mandando todo a la mierda mientras pone cara de paleto mosqueado. Buen aperitivo ante una cincuentena de personas.

Nashville Pussy saltaron al ruedo ante un Apolo más concurrido y descargaron su kick-ass punk-rock sin demasiada variación a lo presenciado en anteriores visitas. No iría a verlos cada vez que se aproximan por aquí, una vez al año aproximadamente... pero de tanto en tanto apetece meterse en el ritual y corear los temas que tan bien funcionan en disco. De hecho su show es un greatest hits de sus cinco LP's, haciendo hincapié en "High As Hell". Así, siguen siendo Blaine Cartwright y su mujer Ruyter, la versión femenina de Angus Young, quienes llevan el peso del show. Además, tienen una nueva bajista, que como todas las que han pasado cumple con el requisito de estar maciza y bien de delantera, ¿dónde las consiguen?

Así caen temazos como "Struttin' Cock", "Going Down Swinging", con Blaine lanzando el pie de micro hacia delante para luego recogerlo cual malabarista, "Come On, Come On" o "Go To Hell". No faltan los cuernos en las primeras filas ni algún sujetador del público que acabó en la boca de Blaine, y es que Nashville Pussy siguen ofreciendo tetas y cerveza en sus conciertos. Versionean a Ike & Tina Turner en "Nutbush City Limits" y siguen con "Hate And Whiskey", "Gonna Hitchhike Down To Cincinnati", "I'm So High" o la final "Go Motherfucker Go" de su debut y clásico de la banda, sacando toda su furia y sonido chatarrero. Faltó el numerito de darle de beber cerveza a Ruyter mientras toca arrodillada, pero al menos vimos a Blaine marcarse unos bailes en solitario a lo cowboy borracho.

Parece que tanto Blaine como Ruyter estarán ocupados con sus otros grupos durante los próximos meses, tocando otros estilos... será buena idea dejar descansar a los Pussy durante un tiempo y ver de qué son capaces en otro registro y formato cuando se acerquen por aquí.

Bookmark and Share





Atiza contiene la mas completa agenda de conciertos y bares, asi como la biografia y discografia de los principales grupos que tocan en Barcelona
Atiza 1999-2018 · Aviso Legal · Política de Privacidad · Condiciones de Uso